CUIDADOS
Las tortugas de agua son portadores de una bacteria llamada Salmonella, frecuentemente sin presentar signos de enfermedad por ello. Cuando las manipulamos o cambiamos el agua del acuaterrario podemos entrar en contacto con ella y contagiarnos (transtornos digestivos).
Cómo sabéis no se vacunan pero es muy interesante realizar revisiones.

Facebooktwittergoogle_pluspinterestmailFacebooktwittergoogle_pluspinterestmail